sábado, 7 de septiembre de 2013

EVANGELIO DOMINGO 8 DE SEPTIEMBRE 2013. 23ª SEMANA DEL TIEMPO ORDINARIO

Evangelio según San Lucas 14,25-33.


Junto con Jesús iba un gran gentío, y él, dándose vuelta, les dijo:
"Cualquiera que venga a mí y no me ame más que a su padre y a su madre, a su mujer y a sus hijos, a sus hermanos y hermanas, y hasta a su propia vida, no puede ser mi discípulo.

El que no carga con su cruz y me sigue, no puede ser mi discípulo. ¿Quién de ustedes, si quiere edificar una torre, no se sienta primero a calcular los gastos, para ver si tiene con qué terminarla? No sea que una vez puestos los cimientos, no pueda acabar y todos los que lo vean se rían de él, diciendo:’ Este comenzó a edificar y no pudo terminar'. ¿Y qué rey, cuando sale en campaña contra otro, no se sienta antes a considerar si con diez mil hombres puede enfrentar al que viene contra él con veinte mil? Por el contrario, mientras el otro rey está todavía lejos, envía una embajada para negociar la paz.

De la misma manera, cualquiera de ustedes que no renuncie a todo lo que posee, no puede ser mi discípulo.



COMENTARIO.-



El Evangelio de este domingo, nos interpela a reflexionar sobre varios temas.

Es evidente que, hemos ido cambiando distintos hábitos y costumbre. Llegado Septiembre, existe desde hace unos años una cierta atmosfera en la sociedad, como si en esta época después de vacaciones comenzara un nuevo año, es decir como si Enero lo hubiésemos trasladado a Septiembre. Y digo esto, porque después del periodo vacacional todos venimos con nuevos proyectos, nuevos planes, nuevas ideas, etc.. En la sociedad, se habla del inicio del curso político, del curso escolar, del curso pastoral, del curso empresarial. 

Pues si verdad, estamos comenzando un nuevo año curso pastoral. Y, como todos los años, los responsables de estas programaciones hacen todo lo que está en sus manos por planificar lo mejor posible ese curso.

Pues bien siguiendo las enseñanzas del evangelio de este domingo; antes de programar este curso, hemos realizado un estudio de nuestras necesidades comunitarias. Es decir, somos conscientes de la realidad que nos rodea.


Jesús nos lo deja bien dicho hoy en el Evangelio: "¿quién de vosotros, si quiere construir una torre, no se sienta primero a calcular los gastos, a ver si tiene para terminarla? No sea que, si echa los cimientos y no puede acabarla, se pongan a burlarse de él los que miran, diciendo: Este hombre empezó a construir y no ha sido capaz de acabar. ¿O qué rey, si va a dar la batalla a otro rey, no se sienta primero a deliberar si con diez mil hombres podrá salir al paso del que le ataca con veinte mil?

Y digo todo esto, porque ¿cuántos años llevamos quejándonos de las faltas de vocaciones, de la ausencia de los creyentes en Jesús de la Iglesia, de los templos vacios, etc...? Entonces deberíamos plantearnos, programamos bien, planificamos bien, está nuestra pastoral de acorde con las necesidades de nuestra comunidad. Y si eso es así, porque no se obtiene los resultados que queremos.

El gran problema es que verdaderamente planificamos más para intentar atraer a los que están afuera, que para los que están dentro. Nos preocupamos más por traer personas se más grande, numerosos; que hacer grande lo que ya tenemos esas pequeñas comunidades.

¿Cuándo nos vamos a sentar para aunar fuerzas, reflexionar juntos y buscar entre todos el camino que hemos de seguir? ¿No necesitamos dedicar más tiempo, más escucha del evangelio y más meditación para descubrir llamadas, despertar carismas y cultivar un estilo renovado de seguimiento a Jesús?

Jesús llama también en el Evangelio de este domingo al realismo social que estamos viviendo. Estamos viviendo un cambio sociocultural sin precedentes, en todos los sectores sociales que hemos bautizado como la globalización del mundo. En este entorno que nos ha tocado vivir y dentro de ese año que hemos llamado AÑO DE LA FE ¿Es posible contagiar la fe en este mundo nuevo que está naciendo, sin conocerlo bien y sin comprenderlo desde dentro? ¿Es posible facilitar el acceso al Evangelio ignorando el pensamiento, los sentimientos y el lenguaje de los hombres y mujeres de nuestro tiempo? ¿No es un error responder a los retos de hoy con estrategias de ayer? ¿ No es un error gran de pensar que tiempos pasados fueron mejor?

Posiblemente el no afrontar los nuevos signos de los tiempos en la Iglesia, puede suceder lo que dice el Evangelio en la parábola, la "torre inacabada" no hace sino provocar las burlas de la gente hacia su constructor.

El Papa Francisco nos demuestra día a día esos cambios necesarios en el seno de la Iglesia, sus hermanos en el episcopado español no sé si lo ven o no lo quieren ver.

Coger la cruz de Cristo, no es mortificarse, vivir en la tristeza y en el dolor. Coger la cruz de Cristo es ser RESPONSABLE CON LA REALIDAD QUE NOS RODEA Y ACTUALIZAR SU MENSAJE A LOS SIGNOS DE LOS TIEMPOS

DIFUNDID EL EVANGELIO. PÁSALO.

11 comentarios:

  1. muchas gracias, muy buen comentario

    ResponderEliminar
  2. -Lo que el evangelio nos dice es que lo que tenemos debemos darselos a otras personas que no tienen muchas cosas como nosotros para asi ir con Jesús.
    Adriana Asunción Candia Carrasco.

    ResponderEliminar
  3. EL EVANGELIO DE HOY NOS DICE QUE PARA SEGUIRLO A EL, DEBEMOS AMARLO SOBRE TODAS LAS COSAS.......

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El evangelio de hoy, nos dice que debemos tener fe en Dios, en Jesús y en nosotros para hacer las cosas con buena intención desde el inicio, proceso y hasta el final.

      Eliminar
  4. Mucha gente sigue a Jesús, como esa muchedumbre que vuelve a atender sus cosas terrenales y se conforma con escucharlo y seguirlo de vez en cuando (Bautismo, Primera Comunión, etc) pero no vive con él. Los discípulos vivían a su lado, eran sus amigos, haciendo lo cotidiano según sus enseñanzas. Eso quiere Jesús de nosotros.

    ResponderEliminar
  5. ¡que Bien siempre me salvan con mi tarea sobre los evangelios!!! :3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. pero debes ir a misa eso es bueno ((:

      Eliminar
  6. Hay veces que la creencia nos hace olvidar a los que mas queremos pues hay gente que se sugestiona por ello, sin embargo muy buena pagina, me salvaron la tarea y aunque soy pagano muchas gracias y mis bendiciones ante ustedes

    ResponderEliminar
  7. A mi me gusta leer la biblia

    ResponderEliminar
  8. gracias por tu aporte sobre la palabra de Dios

    ResponderEliminar
  9. gracias por compartir la palabra del Señor cada día me parece muy interesante todo gracias

    ResponderEliminar